I Jornadas Micológicas de la Torre del Valle, en Zamora


Los próximos 25 y 26 de Noviembre tendrá lugar en la localidad de La Torre del Valle, en Zamora, las I JORNADAS MICOLOGICAS de esta localidad, encuadradas dentro del desarrollo del PROYECTO MICOPLUS coordinado por COSE (Confederación de Organizaciones de Selvicultores de España) y financiado por la Fundación Biodiversidad.

Las jornadas se van a desarrollar con el apoyo del Excmo. Ayuntamiento de La Torre, la Excma. Diputación de Zamora, la Asociación Forestal de Zamora y la Federación de las Asociaciones Forestales de Castilla y León, junto con la Asociación Micológica de Benavente.

Avanza el proyecto MicoPLus – Conservación y uso sostenible del recurso micológico como fuente de riqueza

El Acto de Inauguración será el día 25 de Noviembre a las 17:45 horas y contará con la presencia del Excmo. Vicepresidente de la Diputación de Zamora D. Juan Dúo Torrado y con la Excma. Alcaldesa de la localidad Dña. Alicia Nefzi Porcel.

A lo largo de la jornada del viernes día 25, y por parte de Dña. Patricia Gómez Agrela (Gerente de COSE), se informará sobre el Proyecto Micoplus y la REGULACIÓN MICOLÓGICA EN MONTES PRIVADOS. El objetivo de este proyecto, liderado por las Asociaciones Forestales, es avanzar en la regulación del aprovechamiento micológico basado fundamentalmente en la organización de los propietarios forestales privados, en este caso del Término Municipal de La Torre del Valle, en respuesta a la fuerte presión sobre este producto que existe.

Para ello, se ha explicarán las formas de delimitación de las zona de recolección, la señalización y se comentarán las diferentes posibilidades existentes de acuerdo con el Proyecto de Decreto de Regulación Micológica regional que está en trámite de aprobación.

La finalidad que se persigue es la de preservar el recurso y conservar la naturaleza mediante la puesta en valor de sus productos sin agotarlos. Necesitamos que haya control sobre los recolectores, evitar daños ambientales y ecológicos, mejorar las condiciones de higiene, aumentar la seguridad alimentaria y garantizar la sostenibilidad y trazabilidad de este producto altamente demandado.

Posteriormente, y a cargo de D. José Miguel Juan Martínez, Presidente de la Asociación Micológica Benaventana se desarrollarán dos ponencias, una primera sobre iniciación a la Micología, consejos prácticos de recolección y estudio de especies micológicas y una segunda sobre clasificación de las especies micológicas, comestibilidad, toxicología y culinaria.

La jornada del día 26 será eminentemente más práctica, se realizará una salida Micológica guiada por los campos de la localidad acompañada por los técnicos de COSE y la Asociación Micológica de Benavente con la preparación y degustación de las setas recogidas.


Primera finca forestal privada con aprovechamiento micológico reservado en Murcia

TELEVISION MURCIANA ha sido testigo de la constitución, mediante tablillas informativas, de la primera finca forestal privada de esta región con aprovechamiento micológico reservado.

Se trata de “La Hoya de Don Gil”, propiedad de D. Francisco Carreño Sandoval. De esta forma, el propietario de este monte se reserva para sí el derecho de aprovechamiento de sus setas, o bien permitirlo a quienes considere oportuno.

PARA VER EL REPORTAJE:

http://webtv.7tvregiondemurcia.es/informativos/murcia-conecta/2016/miercoles-9-de-noviembre/ A partir del minuto56

PARA VER LA NOTICIA COMPLETA: COSE_MicoPlus_HoyaDeDonGil


Las setas tienen dueño

El micológico es un sector desorganizado, con una alta presión recolectora y una actividad incontrolada, que se mueve en la ilegalidad.

Los selvicultores españoles reclaman que se reconozca que las setas tienen dueño, que no es otro que el propietario del monte. Así lo recogen la Ley Básica de Montes y el Código Civil.


COSE presenta su proyecto MicoPlus en la comarca de Gúdar-Javalambre

MicoPlus es un proyecto de la Confederación de Organizaciones de Selvicultores de España –COSE-, cuyo objetivo es avanzar en la regulación del aprovechamiento micológico y su comercialización a través de una iniciativa pionera basada en la organización de los propietarios forestales para gestionar colectivamente zonas acotadas de aprovechamiento micológico regulado mediante sistemas de permisos de recolección y puesta en marcha de un contrato tipo agroalimentario de hongos silvestres homologado por el MAPAMA, con el fin de conservar los montes mediante la puesta en valor de sus productos sin agotar los recursos naturales.

COSE tuvo la oportunidad de presentar esta iniciativa en la primera Feria-Seminario sobre Micología en el municipio de Gúdar (Teruel), celebrada este pasado fin de semana.

“Es muy importante conocer los recursos que tenemos y, ante todo, respetarlos –señaló Alberto Izquierdo, Alcalde de Gúdar y Vicepresidente de la Comarca Gúdar Javalambre, en la presentación de las jornadas técnicas de este evento-. En esa convivencia inevitable entre el medio rural y las personas que allí habitan con las personas que lo visitan”.

 

De izquierda a derecha Patricia Gómez Agrela, gerente de COSE, Alberto Izquierdo, Alcalde de Gúdar, e Ignacio Pérez-Soba, Decano del Colegio de Ingenieros de Montes de Aragón.

 

Las setas importan e interesan mucho a quienes habitan y a quienes visitan esta comarca. La clave y la base del futuro del recurso micológico son el respeto a la propiedad y las buenas prácticas en su recolección.

“El monte y sus recursos no están ahí por casualidad –remarcó Alberto Izquierdo-. Están ahí cuando vamos porque las personas que habitan en sus pueblos cuidan de él y lo gestionan. Lo único que se pide a quien visita el monte es que lo respete. Nadie rechaza que se visite el monte, queremos que la gente visite los pueblos y su entorno, pero es fundamental que entre todos lo cuidemos, para que siempre esté ahí, ofreciéndonos todo lo que tiene, que es mucho”.

Ignacio Pérez-Soba, Decano del Colegio de Ingenieros de Montes de Aragón, habló a los asistentes a la feria-seminario sobre la propiedad de las setas, desde el punto de vista jurídico. Apuntó la circunstancia de que “puede haber aprovechamiento libre de bienes que, en principio, se desarrollan sobre terrenos ajenos”. En plena comarca de Gúdar-Javalambre, Pérez-Soba hizo un repaso de la normativa aragonesa sobre el aprovechamiento micológico. Y aludió especialmente al decreto de 2014 sobre recogida de setas, vinculado a la Ley de Montes de Aragón.

Tras exponer las virtudes y carencias de esta normativa, el Decano del Colegio de Ingenieros de Montes de Aragón planteó la necesidad de habilitar una línea de fomento de la micología forestal, bajo la convicción de que “los montes tienen que ser productores de bienes y servicios, y esa es la mejor manera de que estén bien defendidos”.

 

 

Ignacio Pérez-Soba aboga por que el monte genere para la población más cercana unos bienes tangibles; de tal manera que ellos vean, a su vez, que obtienen algo concreto del monte, y lo vean como algo propio. No sólo como algo de lo que disfrutar. En este planteamiento, el recurso micológico es un paradigma, y una actividad cada año más importante para muchos municipios del mundo rural. “En ese aspecto, la normativa aragonesa no dice nada –concluyó el ponente-. Queda abierta la posibilidad de que el Gobierno tome la iniciativa de impulsar a la sociedad civil y a las autoridades locales en la regulación, la profesionalización y clarificación del sector”.

“Queremos poner en marcha la puesta en valor del recurso micológico”, afirmó Patricia Gómez Agrela, gerente de COSE –Confederación de Organizaciones de Selvicultores de España-. “El propietario forestal, que es el dueño de las setas, no puede quedar fuera de la cadena de valor”.

La seta es un recurso muy apreciado, tiene mucho valor en el mercado, pero “la riqueza que genera no revierte casi nunca en el propietario forestal ni en los municipios donde se produce”.

COSE está trabajando para que el propietario se pueda incorporar a esa cadena de valor, y para que las setas formen parte del motor económico de muchas zonas rurales. La comercialización de este recurso sigue siendo “opaca”, y COSE aboga por una trazabilidad, “necesaria para asegurar la seguridad alimentaria” y también para poner las bases fiscales de las transacciones que se llevan a cabo con las setas. “Queremos transparencia, para alcanzar un sector saneado, del que todos nos podamos beneficiar”, concluyó Patricia Gómez.

Ambos ponentes coincidieron en la necesidad de regular este aprovechamiento forestal, para conservar el recurso y también defender los derechos de los propietarios.


COSE presentará el proyecto MicoPlus en la 1ª Feria Seminario Micológico de Gúdar (Teruel)

Patricia Gómez Agrela, gerente de la Confederación de Organizaciones de Selvicultores de España, participará en las charlas de la 1ª Feria Seminario Micológico de Gúdar, en la comarca turolense de Gúdar Javalambre, conocida por su tradición y calidad setera.
Una vez más, COSE expondrá a los propietarios forestales privados, vecinos y autoridades del municipio el proyecto MicoPlus, que desarrolla actualmente con el apoyo de la Fundación Biodiversidad, y que propone un método para el control del acceso al monte y de recolección de hongos y setas.




COSE asistirá a la celebración del 30 Aniversario de la Asociación de Forestalistas de Alava

Este próximo martes, día 18 de octubre, dentro del programa de actos organizados con motivo de la II Semana de la Madera de Euskadi, tendrá lugar en el Amurrio Antzokia la Conmemoración del 30 Aniversario de la Asociación de Forestalistas de Alava.

Con motivo de esta importante efeméride, de celebrará una jornada sobre el “Pasado, presente y futuro de la actividad forestal vasca”. En la misma participará Patricia Gómez Agrela, gerente de COSE, quien informará a los propietarios forestales vascos acerca de los proyectos que la Confederación de Selvicultores tiene actualmente en marcha.


COSE presenta el proyecto MicoPlus en Murcia

COSE celebró el pasado 26 de septiembre en Caravaca de la Cruz una jornada informativa destinada a los propietarios forestales murcianos, en la cual presentó su proyecto MicoPlus, de regulación del aprovechamiento micológico.

En esta charla se quiso hacer ver la importancia de que se reconozca que las setas tienen dueño, y que su recolección tiene que estar controlada.

Una regulación micológica bien abordada puede convertirse en una fuente de riqueza para los propietarios de los montes, y en un elemento de desarrollo para los pueblos en los que estos recursos se ubican.

Este proyecto pretende servir de plataforma para mejorar las relaciones entre mundo rural y urbano, entre propietarios, recolectores y compradores. La propuesta es avanzar hacia un aprovechamiento ordenado a través de la organización de los propietarios forestales privados como punto de partida, en respuesta a la fuerte presión que sobre este producto existe en muchas zonas forestales.

Temporada tras temporada se viene sorportando recolecciones masivas, acceso indiscriminado a fincas, delitos ambientales, infracciones no tipificadas y riesgo de agotar el recurso. Para ello se tiene que acotar el monte para delimitar la zona de recolección y señalizarse mediante tablillas donde se informa que no se consiente la recolección libre.

Es la hora de la regulación de los frutos silvestres, porque su recogida incontrolada está desestabilizando los ecosistemas, vulnerando el derecho de la propiedad y perturbando la vida de los habitantes de las zonas rurales.


La investigación, aplicada para maximizar los resultados de la gestión forestal

COSE ha participado en el XXXI FORO INIA sobre “Indicadores de Sostenibilidad en el Ambito Forestal”. La Confederación de Organizaciones de Selvicultores de España propuso las líneas de trabajo necesarias para pasar “De la teoría a la realidad del selvicultor”.


Iván Fernández, Presidente de PROFOAS: “El minifundismo deriva en abandono del monte”

El minifundismo, como estructura principal de la propiedad, es un problema clave para el sector forestal asturiano.

La superficie media que posee un propietario forestal privado en Asturias es una hectárea. Muchas parcelas tienen media hectárea, 300 ó 400 áreas, no más. Aunque lleguen a ser de cinco o seis hectáreas, la explotación de los recursos y aprovechamientos es muy complicada.

Por ello PROFOAS –Asociación de Propietarios Forestales de Asturias-, organización integrada en COSE, fomenta el asociacionismo y la concentración parcelaria, con el fin de sumar terrenos de 30 a 40 ha que, a los ojos de la Administración, son unidades mínimas y viables de explotación, que al menos cobrarían a la hora de hacer una corta, recibirían al ganado para pastar y verían mejoradas sus accesos e infraestructuras.

En los montes asturianos, los pequeños propietarios tienen muchos problemas para desarrollar su trabajo. Aunque mejoran poco a poco las infraestructuras, las concentraciones parcelarias son insuficientes y las transmisiones patrimoniales, de padres a hijos, son muy onerosas (se paga por encima del propio valor de mercado).

Asimismo, sería deseable que los ayuntamientos cedieran a los selvicultores los terrenos que en su día fueron expropiados, para poder gestionarlos de forma comunal, generando riqueza mediante plantaciones adecuadas (eucalipto, frondosas, pinaster, etc.), en coordinación con los técnicos de la Consejería de Agricultura y Medio Ambiente.

Iván Fernández, Presidente de PROFOAS

“Los ingenieros y peritos forestales tienen que hacer gestión –opina Iván Castaño Fernández, Presidente de la Asociación de Propietarios Forestales de Asturias (PROFOAS)-. Para tener unos montes ordenados y, finalmente, obtener un beneficio”.

“Muchas personas renuncian a su propiedad –señala Juan Peláez Pérez, propietario forestal de Castropol-, agudizando el abandono del medio rural”. Quien desea conocer su finca se ve obligado a realizar un desbroce importante, para después buscar su parcela; todo ello sin aprovechamiento alguno”.

A todo ello se suma la descapitalización de los ayuntamientos y la falta de subvenciones, como sí tiene la ganadería, “aunque somos nosotros quienes recogemos el CO2 y saneamos el aire con nuestras plantaciones”, remarca Juan Peláez.

“Solicitamos que cuando un propietario adquiere una parcela colindante con la suya, se le exima del impuesto de transmisiones, como se hace en Galicia”, apunta Félix López Cuervo, Vicepresidente de PROFOAS.

“El minifundismo deriva en abandono –sentencia Iván Castaño-. El monte deja de ser productivo para ser improductivo, y una amenaza de incendio”.

 El peso de la crisis

Venimos de una época de crisis económica, que en Asturias comenzó en 2008. Durante seis años desaparecieron en torno al 60% de los puestos de trabajo en el sector forestal del Principado. Multitud de empresas cerraron y los propietarios forestales privados quedaron indefensos, ya que en varios años no fueron convocadas las ayudas de la Administración.

La crisis también barrió a muchos pequeños aserraderos, que eran foco de demanda de la madera extraída del monte. La recuperación de este tejido empresarial podría ser parte de la solución para un sector que no termina de levantar cabeza.

Antiguamente la parte del monte que correspondía a una unidad familiar era “su banco”. Cuando se necesitaba un capital se cortaba madera y se llevaba al aserradero del pueblo o de la villa, donde estaba asegurado el cobro.

“Hoy gana la industria, gana la pastera, gana el aserradero, gana el transporte… Y lo que queda, para el propietario forestal. Hagámoslo al revés –reclama PROFOAS-. Que gane el propietario y, lo que quede, para que ganen también los demás. Que la materia prima es del propietario. Este es el único sector en el que la materia prima no está reconocida”.

 La amenaza del goniptero

Actualmente, el tipo de cultivo que mayor auge tiene es el del eucalipto. Por su demanda y por tratarse de una especie de crecimiento rápido. El sector ve de nuevo amenazada su prosperidad; en esta ocasión debido al goniptero; un escarabajo que come la hoja adulta del eucalipto y resulta difícil de combatir.

“Combatimos el goniptero mediante lucha biológica, con una mosca que esteriliza la larva del escarabajo, o a través de la colocación de látex en los árboles –explica Félix López Cuervo, Vicepresidente de PROFOAS-. Con insecticida es más complicado; algunos no están permitidos, y desde el suelo el efecto de nuestro ataque es deficiente, debido a la dificultad de tránsito y acceso al monte”. ENCE, ASPAPEL y los propietarios forestales combaten unidos esta plaga.

A pesar de todo, desde PROFOAS animamos a las nuevas generaciones que se ocupen de sus parcelas y del monte asturiano, en general. “El apego al monte se diluye, la rentabilidad es mínima y los problemas, como queda dicho, graves y acuciantes –concluye Iván Castaño-. Tampoco percibimos por parte de la sociedad reconocimiento a nuestra labor de gestión y preservación del monte. Pero, frente a la desilusión y el desánimo, en PROFOAS optamos por trabajar y seguir reivindicando lo que el monte de Asturias necesita y requiere para pervivir y prosperar. Porque si se gestionara bien, podría dar mucho empleo y mucha riqueza, recuperando personas y familias para los pueblos y el medio rural en general”.


Jornada de Asociacionismo y Certificación Forestal

PROFOAS, Asociación de Propietarios Forestales de Asturias, integrada en COSE, celebra mañana miércoles 10 de Agosto una Jornada de Asociacionismo y Certificación Forestal.

Deaseamos a nuestros colegas de la cornisa cantábrica mucho éxito en este importante evento, del cual adjuntamos el programa.